San Carlos de Bolívar

Cargando datos de Clima...

COLUMNISTA

Violencia: ¿Qué le estamos dejando a nuestros chicos?

oct. 14, 2018 09:51

en Opinión

Diario La Mañana de Bolívar - Opinión - Violencia: ¿Qué le estamos dejando a nuestros chicos?

Escribe: Ricardo Criado.

Asistimos incrédulos a los titulares de los medios periodísticos como “vecinos indignados apresan y linchan a motochorro” delincuentes atacan y roban a estudiantes en la puerta de la escuela” o “incendiaron intencionalmente una escuela en Moreno” o “ los caza Uber incendiaron tres coches”…”

Vemos cómo mueren policías a manos de delincuentes, todos los días; mueren jóvenes a manos de la policía todos los días. Vemos violencia en colectivos, en un cruces de calles, en salideras bancarias, al entrar o salir de casa.

Se enfrentan con violencia verbal y hasta física quienes piensan distinto sobre temas que no deberían enfrentar a las personas, sino debatirse con fundamentos para lograr los resultados más positivos para nuestra sociedad.

Nos enojamos por cualquier cosa, contestamos mal al otro o lo tratamos mal y a su vez, somos maltratados.

No aceptamos una opinión distinta a la nuestra y hasta la consideramos ofensiva.

Llevamos todo al extremo,como si fuera un enfrentamiento, una guerra en donde el otro no es uno que piensa o actúa distinto, sino un enemigo al que hay que derrotar…

Esa es la violencia de nuestros días. Y de eso, tenemos que hablar.

 

Entonces hay que arrancar el tema hablando de lo que son los derechos, de lo que son los justos reclamos, de lo que es la violencia, de lo que es la intolerancia y de cómo podemos desde la civilidad, desde la ciudadanía, ir buscando reaseguros contra esa violencia, ya sea que venga del Estado o que venga de un delincuente, da lo mismo. La violencia siempre es violencia, venga de donde venga.

Por eso, tenemosque educar; buscar la forma para que jóvenes y niños(que crecen en este medio violento, lo naturalizan y son los dirigentes de un mañana no lejano) entiendan que hay un proceso de convivencia, un proceso de respeto de las opiniones diversas, y que hay justicia o no en los distintos reclamos o en los distintos debates de los que son testigos, pero hay que respetarlos.

Hay que empezar a hacer razonar a los chicos, porque no son tontos; pero tampoco los podemos llenar de golpe con noticias sólo de muerte, de asaltos, violaciones, violencia de género y violencia familiar, de imponer su opinión sobre la de los otros bajo el falso concepto de que “les estamos enseñando a luchar por sus derechos”.... Hay que empezar a explicarles los procesos, que ellos también los entienden.

La tragedia de la violencia cotidiana entraña, dentro del dolor y de su faceta negra, una gran oportunidad -genera una obligación, casi- para explicar a nuestros jóvenes y niños, un cúmulo de nociones relativas a la civilidad y al concepto de ciudadanía y compromiso, del respeto y de la necesidad de justicia, pero no por mano propia...

Y me refiero a los jóvenes y niños, ya que aparentemente los mayores no necesitamos explicaciones, ni aprendizajes, ni queremos,ni nos interesa hacerlo…

Tenemos que tratar de hallar aspectos positivos que, a la larga, eviten este tipo de tragedias que vemos todos los días, y muchas otras, que pueden derivarse si tomamos la violencia como modo de resolución de nuestros conflictos como sociedad.

Hoy, los muertos son policías, padres o madres, una abuela o abuelo, un obrero, un profesional, una ama de casa, un chico baleado. Hay una violencia indiscriminada en todos lados, y esto no es otra cosa que la consecuencia de que vivimos hoy en una sociedad violenta, por eso tenemos que tratar de desarticular la violencia de la sociedad.

Al ver esto, cada día, se siente mucho dolor,no sólo por la muerte y la violencia sino por la naturalización de las mismas, por la falta de conciencia de la comunidad para comprender este tipo de problema y encararlo correctamente. Y cuando hablo de comunidad, hablo tanto de la dirigencia política como del vecino.

En cuanto a los asaltos, las muertes y la violencia de género, pero también el drama de los sin techo, de los chicos del paco, del padre o madre sin trabajo, hay una especie de indiferencia, un “a mí no me va a pasar”. Hasta quepasa.

Y lo que tenemos que hacer como sociedad es crear la malla de solidaridad social, de diálogo, de convivencia, para ir evitando o acotando este tipo de situaciones, tomando conciencia que la violencia no es solo un problema del gobierno de turno, de la policía, de represión o mas móviles, es un problema de todos. La violencia o la no violencia, también está en cada uno de nosotros.

Basta con ver como nos tratamos quienes somos vecinos y hasta amigos, por las redes sociales, destilando intemperancia, falta de empatía, agresiones, descalificaciones y hasta insultos…

Y los que vienen detrás nuestro, los mas jóvenes y los mas niños, van naturalizando este ejemplo que le estamos dando “los grandes”.

No es una cuestión de leyes, es una cuestión moral y ética, que depende de nosotros.

Quiero creer, necesito creer que todavía estamos a tiempo...

 

Ricardo Criado

TW: @ricardo_criado / FB: @criadoricardo / IG: criado.ricardo

Colaboró Julio Ruiz

TW: @julioruiznovoa2 / FB @julio.ruiz.718 / IG: julioruiznovoa1

Andar +

Monedas

Sitio web de referencia: Banco Nación

Moneda Compra Venta
Dolar U.S.A 27,20 28,20
Euro 33,00 34,00
Real 650,00 700,00